[Laboratorio de Investigación]

La Nube........

> Construcción Evolutiva de Iniciativas Urbanas para una Re-creación de la Ciudad <



“Las ciudades son un conjunto de muchas cosas: memorias, deseos, signos de un lenguaje; son lugares de trueque, como explican todos los libros de historia de la economía, pero estos trueques no lo son solo de mercancías, son también trueques de palabras, de deseos, de recuerdos” (Calvino 1972: p.15).”



          Lejos de un intento de plantear una nueva ciudad utópica, deseamos proponer una reflexión sobre las ciudades; las que vivimos, las que soñamos.

          La apertura a otros enfoques y disciplinas, en la línea de: “… una plataforma de trabajo en la que compartir distintas perspectivas en relación a la ciudad como entidad sobre la que investigar ,con la finalidad de plantear otras posibilidades de intervención creativa para su re-construcción ” se ha supeditado a la evolución de unas ideas construidas bajo las premisas de integrar el concepto de Humanismo, Utopía y Ciudad en relación a una reflexión sobre la capacidad de re-creación de las ciudades desde los procesos que determinan la forma urbana.

          Evidentemente, para lograrlo deben ponerse en perspectiva dichos ‘procesos’, hacerse visibles dichas iniciativas, darles voz y amplificar su radio de acción.

          Se plantea una “Ciudad Soñada” que no es la imagen de una metáfora sino que está cimentada sobre modelos relacionales que ya funcionan desde hace tiempo y representan “otra manera de hacer las cosas”.


1.- PRE-Supuestos DE PARTIDA


 Génesis  y  Percepción
(Hacer click para ver la imagen en tamaño completo)

1.1.-Percepción y Re-Creación de la Ciudad

           La génesis de la ciudad se desarrolla en el contexto de un proceso laberíntico entre imaginación, sensación y conocimiento, que parte de la variabilidad de las percepciones del ciudadano. Entonces, “la ciudad como lugar que agrupa y exterioriza la forma con que agrupa al hombre” (Muntañola Thornberg 200:12), permite al individuo recorrer su historia y a la vez permite a la historia situar al individuo. La ciudad se establece como vehículo entre la historia y el sujeto, el material base sobre el que el individuo se expresa, “el medio expresivo, el sueño construido o constructible”.

          Desde el momento en que nuestro ser está abierto al mundo, polarizado hacia él, y las cosas no son en sí, sino realidades para nosotros, la percepción externa no será otra cosa que el momento en que esa realidad se abre a la mirada de nuestra subjetividad encarnada y orientada hacia el mundo.

          El ciudadano como centro de nuestra investigación viene a ser el vehículo que proporciona la misma percepción; percepción que estaría en relación con el conocimiento y la sensibilidad, y que se elevaría como experiencia originaria de la ciudad. Y la ciudad percibida se hallaría entramada en nuestra historia personal, pues sería la ciudad tal como nosotros la vemos, un momento de nuestra historia individual.

          De esta manera, el ciudadano partiendo de su subjetiva sensibilidad actuaría como catalizador de los procesos de creación y re-creación de la ciudad, puesto que como hemos dicho anteriormente la percepción activa consistiría en el reconocimiento de la realidad visible para cada uno de nosotros; esta experiencia no se reduciría a la mera producción de un entorno-receptáculo de los intereses del ciudadano, sino que se trataría del aprendizaje, de una actitud “artístico-creativa” que conduciría a una re-interpretación de la ciudad ya existente, para volver a re-construirla y soñarla.

 

          En definitiva, podemos hablar de una Percepción Significante, como experiencia originaria de la ciudad. Por lo que, la ciudad no sería una realidad en sí, sino para nosotros, teniendo en cuenta que “la cosa no puede ser jamás separada de aquel que la percibe, no puede ser jamás efectivamente en sí, porque sus articulaciones son las mismas que las de nuestra existencia y se pone al principio de una mirada o al término de una explosión sensorial que la inviste de humanidad” (Merleau-Ponty 1969: p.370). Esto según Merleau-Ponty sería únicamente posible partiendo de un sujeto comprometido y no de una conciencia de testigo.

1.2.-Tu utopía–mi utopía
  

Distopía
(Hacer click para ver la imagen en tamaña completo)

          Si algún interés puede tener en este momento la idea de una nueva utopía urbana es si pasamos a entenderla como un vector de transformación vinculado a la realidad; como una estrategia ideológica que nos creemos sólo a medias, pero que es capaz de insuflar energía a una situación concreta, y no como el estado final o el modelo estático al que debemos aproximarnos lo más posible.
Por definición, una utopía constituye una visión individual, objetiva y cerrada, implantada sobre realidades que, a menudo, son más complejas de lo que, como individuos, somos capaces de gestionar. Formulados con un afán constructivo y positivista, muchos planteamientos utópicos no pueden evitar generar una realidad simplificada y sobreregulada, una versión rígida y empobrecida del escenario que pretenden mejorar.

          La historia está llena de valientes utopías, implantadas con la mejor de las intenciones, que desembocaron en situaciones totalitarias y/o catastróficas, muy a menudo detonadas por desacuerdos sobre el contenido y objetivos de las visiones utópicas que las engendraron: Tu utopía no es mi utopía.

          Para construir esta nueva noción de utopía es necesario traicionar al menos dos de las condiciones convencionales del término: la unicidad, la utopía como un horizonte único que descarta por sí misma la existencia de otras utopías; y la totalidad, la utopía como una estructura ideológica que afecta a todos los aspectos de la realidad (urbana, en este caso).


          La nuestra es por tanto una utopía múltiple y parcial, que explora sueños posibles sobre un fragmento de la realidad urbana.


1.3.- ¿Sueñas Ciudad?

¿Sueñas Ciudad?
          El perfil de nuestra ciudad cambió. Con él cambiaron otros horizontes, otras siluetas. Cambiamos todos, y con nosotros, nuestra manera de “convivir la ciudad”. Y nuestra manera de soñar.De soñar ciudad.
          Proponemos, entonces una reflexión abierta y compartida sobre las ciudades que vivimos y, sobre todo, las que soñamos. Y las que no queremos.

 
          En un contexto en el que debe surgir el diálogo, un debate abierto que sirva para seguir avanzando hacia nuevos y mejores horizontes, debemos ser conscientes de que no se puede ofrecer una idea única y total de la ciudad soñada.

 
          Porque como toda utopía, el sueño de la ciudad es personal. Y como acepta una multiplicidad de Interpretaciones, sólo desde una perspectiva personal se puede abordar la reflexión.

 
          Así optamos por dar voz a todo el que quiera compartir su sueño. Con la intención de que desde el diálogo, desde la suma de utopías personales, múltiples y parciales, podamos avanzar hacia un horizonte que pareció quebrarse y que requiere de todos para poder redibujarse.



2.- PRESENTACIÓN de la IDEA.


¿Es posible convertir las ciudades en un campo de experimentación y juego?

¿Es posible integrar los distintos ámbitos que componen el espacio público, evitando la sectorización y fragmentación que afecta a las urbes contemporáneas?
 

           Reconstruir estas preguntas es el objetivo de nuestro proyecto, que acepta que el sueño de la ciudad debería pensarse como una transformación de la realidad que nos rodea antes que como una nueva realidad a construir partiendo de cero.

            Pensamos que esa transformación (utópica o real) debería operar esencialmente en el espacio público, entendiendo éste como el ámbito físico de la expresión colectiva y de la diversidad social y cultural.


2.1.- Definición.
Laboratorio de Investigación «LA NUBE»

          Un laboratorio de investigación es un lugar dotado de los medios necesarios para la comprobación de las hipótesis y el desarrollo de ‘experimentos’ llegando a un fin concreto; el cual sea beneficioso para la comunidad, puesto que ayuda a resolver un problema planteado.

          Laboratorio de Investigación «LA NUBE» vendría a ser el recipiente sobre el que se va a verter toda la carga onírica de las propuestas que vamos a desarrollar en determinadas ‘piezas urbanas’, dentro de la ciudad – y alrededores , para que, posteriormente observemos la evolución que suscitaran nuestros planteamientos propuestos.

          Estas piezas son un vínculo ineludible con la realidad y se estudiarán sobre ellas parámetros de índole muy diversa: desde datos estadísticos sociales, económicos, ecológicos... a datos de elaboración propia obtenidos sobre el terreno y que abarcarán aspectos psicológicos, visuales (Psicogeografia), etc. También se estudiarán las dinámicas urbanas que operan sobre estas piezas así como los agentes que las producen y la población que resulta afectada.

          Por lo que, en “LA NUBE” se intentará materializar una infraestructura de Conocimiento, un espacio de trabajo abierto y participado para Construcción evolutiva de Iniciativas Urbanas, entendido como lugar de manufactura y mentefactura; abierta a la participación de cualquiera al que le interese. Aquí dejaremos de ser expansivos, para empezar por fin a ser intensivos. Para ello desarrollaremos trabajos “in situ”; reflejando: el proceso, las reflexiones, etc.; que permitan verificar la aportación real de las propuestas.


2.2.- Metodología.


Fenómeno Metodológico de «LA NUBE»


          Queremos que se abra nuestra experiencia Metodológica a todos, como un modo de acotar y desarrollar de manera sistemática las reflexiones en torno a las iniciativas <iniciativas que funcionan desde hace tiempo y representanotra manera de hacer las cosas”> y su relación con la ciudad.


          En el contexto del proyecto nos hemos valido del Proceso Cíclico de formación de “LA NUBE”; fenómeno periódico que está compuesto por una serie de eventos atmosféricos o fases por las que pasa, hasta que se reproduce una fase anterior.( Ver Esquema):


(Hacer click para ver la imagen en tamaño completo)


2.3.- La Instalación.


De la relación entre ciudadano y ciudad


a) La Percepción Significante.
          Al percibir el sujeto la ciudad como un conjunto de estructuras significativas, la percepción se convierte en una auténtica comunicación entre habitante y ciudad. Como resultado de esta consideración aportamos dos figuras simbólicas que aparecen como actitudes del individuo-habitante de la ciudad, como alentador de rastreos, y cazador de trazas de invisibilidad que afloran a la superficie a través de mecanismos mentales que intentaremos descubrir.

          Podríamos decir que la percepción significante y la construcción “mental” de la ciudad sigue las pautas de un proceso simbólico-semiótico, con la participación activa del ciudadano a través de su transmutación en la figura simbólica de ciudadano–artista.

          Para hablar de una Percepción Significante, como experiencia originaria de la re-creación la ciudad, se hace necesaria la presencia de tres elementos (Véase Esquema 'Dela percepcion Significante y la Nube'):

1° La Realidad Construida: Una realidad que no es en sí, sino que depende del sujeto que la percibe, pues forma parte de su historia y actúa como lugar que envuelve y agrupa al hombre, desde donde el ciudadano pone en funcionamiento un proceso sensitivo.

2° La Sensibilidad: Actúan como vehículos y puentes entre la realidad exterior y la realidad interior del ciudadano. Es la base para el conocimiento y la creación de una ontología de la ciudad.

3° El Conocimiento: el ciudadano a través de un proceso cognitivo, recoge la información necesaria aportada pos sus sentidos para elaborar imágenes, mapas mentales de la ciudad, una poética personal y subjetiva de la ciudad. En este punto el ciudadano revierte el proceso de aprehensión para traducirlo en construcción, que a través de procesos artístico-creativos plasmará de nuevo en la Realidad Construida

b) “LA NUBE”


 
De la percepcion significante y la Nube


          La Nube, es una estructura flotante creada para permitir que el ciudadano tenga literalmente:

“La cabeza en las nubes”, que permita soñar, imaginar, recoger las utopías personales de otros y sentir a partir de ellas una experiencia reflexiva y nueva. Y

«Los pies en la tierra», que permite justamente el reconocimiento sistemático de la realidad objetiva, en la que el grupo u organización vive, actúa y/o realiza su acción.
           Con esta instalación liviana que flota ingrávida e iluminada, cercana al suelo pero despegada del mismo, buscamos establecer una relación poco habitual entre el ciudadano y el espacio. Desde fuera, los pies en la tierra de quienes están en La Nube, invitan a entrar en un espacio íntimo y reflexivo. Una vez dentro, la cabeza en las nubes invita a soñar…

SOÑAR CIUDADES.


....................................................................................................................................................
2.4.-El Desarrollo

           Desde el Laboratorio se dictarán las reglas de intervención/estudio/juego; y con esas premisas basadas en nuestro Fenómeno Metodológico (metodología), se plantearán los ejercicios sobre la ciudad.( Véase  diapositivas)


(Clicker las flechas direccionales para poder observar las diapositivas)

 PASO 1: Construcción y Montaje de la Nube: El exterior de La NUBE es una estructura rectangular compuesta de un bastidor de acero con cerramiento exterior de policarbonato, retro iluminados con tubos fluorescentes y cerramiento interior de tablero MDF. (Estas características pueden ser modificadas, pues la materialidad de esta instalación también será planteada al Laboratorio).

PASO 2: EL cerramiento interior de la NUBE contendrá Información que permita la reflexión conjunta, creativa y diversa que surge tras la pregunta ¿Sueñas Ciudad?, Dicha información se presentará a través de videos ,paneles, fotografías , manifiestos, dibujos, pinturas etc., donde queden plasmadas :Visiones e Inquietudes, Espacios y Elementos ,Sensaciones y Deseos de Hacia dónde queremos ir, qué ciudades soñamos.

PASO 3: Se invitará al interior de la NUBE a los que habitan la ciudad , pero todos ellos dispuestos a compartir sus ciudades. Pues una vez dentro los ‘ciudadanos’ tendrán ‘la cabeza en las nubes’ que los invitará a soñar…

PASO 4: De la suma de estos ejercicios de reflexión conjunta y su discusión surgirán los diferentes paneles que resumirán cada INICIATIVA. Los paneles se integrarán a la NUBE a través de una estructura móvil que permite elevarlos y bajarlos para analizar cada INICIATIVA por separado.

PASO 5: Por ultimo estas Iniciativas se 'cristalizaran' en maquetas, dibujos, esculturas, ; reflejando: El proceso, Las reflexiones, etc.; que permitan verificar la aportación real de las propuestas.






3.- A MODO DE CONSIDERACIONES sin-FINALES


El CiudadanoSoñador


“ El ciudadano, está siempre a la caza de algo escondido o solo potencial e hipotético, y sigue sus trazas que afloran a la superficie”
(Calvino 1989 citado por Calvo Montoro 1998: p.92).

          Entre las infinitas formas de la ciudad, el ciudadano busca la que tiene un significado particular para él; ahora el habitante realiza una búsqueda consciente de respuestas. En este sentido la ciudad soñada que rastrea es más real de lo que parece, pues aunque parezca que estas ciudades invisibles “son obra de la mente o del azar, ni la una ni el otro bastan para mantener en pie sus muros” (Calvino 1972: p.58). Es entonces cuando nos damos cuenta que su materialización coincide con la respuesta a la pregunta nuestra. ¿Sueñas Ciudad? . Se produce pues, una común unión entre el hombre y la ciudad. El habitante encuentra el lazo umbilical que le conecta a la ciudad, el hilo que enlaza los elementos secretos de su ciudad, la norma interna, el discurso que la dirige; descubriendo el acertijo de su ciudad, que escondía un deseo o un temor: la verdadera ciudad. “Cada hombre, cada individuo ha podido vivir su propia historia en el corazón de la ciudad. A lo largo de sus itinerarios, de sus paseos...” (Augé 1998: p.240). Pero el ciudadano siempre estuvo soñando la ciudad, es más, permanece soñando la ciudad constantemente; y cuando toma plena conciencia de su ciudadanía, la invisibilidad de la ciudad se le revela.


           Es así como el ciudadano desempeña un papel activo al percibir el mundo y tiene una participación creadora en la elaboración de su imagen. La participación ciudadana se hace un hecho necesario en la creación y planteamientos de los espacios urbanos, cuando admitimos la multisensorialidad de los mismos y la existencia de un espacio-subjetivo que transforma y se entrelaza con el espacio objeto.

Tal vez haya un Sueño sin retórica, realizada directamente sobre la vida, en una revolución sin espectáculo. Un Sueño mutable, en continuo proceso de creación y destrucción. Una Sueño del aquí y del ahora, construido a base de instantes imperfectos en lugar de tiempo eterno, imágenes fragmentarias en lugar de epopeyas. Un Sueño de minúsculas, de barrio, de andar por casa...





[Algunos LINKS de Interes:]
-LÓPEZ RODRIGUEZ,Silvia. "Perception and creation of the city. The citizen's symbolic-semiotic method for a re-creation of urban reality".
http://www.ugr.es/~pwlac/G19_17Silvia_Lopez_Rodriguez.html.

-CALVINO, Italo. "Las Ciudades Invisibles".
http://instituto83.com.ar/libros/C/Calvino,%20Italo%20-%20Las%20Ciudades%20Invisibles.pdf.

-MARTÍNEZ,Paloma."Transitar la ciudad". Revista Electronica.
http://www.revistateina.org/Teina4/dossieelviaje.html.

-OTRO MODO, Asociación Cultural Cantera, Ponencia: “Laboratorio de Investigación “la Nube”
http://ccantera.org/otromodo/?page_id=30
http://ccantera.org/otromodo/?p=26
http://ccantera.org





Read more »